102015Jul
MAMOGRAFÍA NO PREVIENE EL CÁNCER A LOS 40

MAMOGRAFÍA NO PREVIENE EL CÁNCER A LOS 40

El cáncer de mama es un problema de salud pública, ya que en el país se producen 24 mil nuevos casos cada año y mueren unas 5 mil 400 mujeres. Por ello es importante su detección en etapas iniciales. En ese contexto, las mamografías, que son recomendadas para mujeres de 40 años, están fracasando en su intento por extender la vida de las mujeres.

El doctor Julio Dueñas, Director del Centro de Ginecología Preventiva Oncogyn, aclaró que la detección temprana del cáncer de seno es fundamental, ya que los tumores que miden menos de un centímetro tienen hasta el 90% de probabilidades de curación.

“Aunque la mamografía permite diagnosticar tempranamente una enfermedad y ofrecer mejores oportunidades de tratamiento, también puede señalar indicios tumorales que en realidad no existen, lo que habitualmente se conoce como “falsos positivos”, aseguró el Dr. Dueñas.
Cabe resaltar que dichos resultados, además de provocar una alarma infundada, suelen generar estudios adicionales innecesarios como ecografías, biopsias y cirugías, a fin de confirmar o descartar un tumor. Los falsos positivos y falsos negativos, que en algunos casos no detectan ciertos tumores, ocurren incluso con mamografías realizadas con la mejor calidad.

¿Qué pruebas diagnostican tempranamente el Cáncer de mama?

Una masa en los senos puede tardar hasta diez años para que crezca hasta alcanzar un tamaño suficiente para ser detectable por una mamografía o examen físico. Para entonces, el tumor ha logrado más de 25 duplicaciones de la colonia de células malignas y puede haberse expandido en todo el tejido mamario.

El Dr. Dueñas precisa que el diagnóstico temprano del cáncer de mama es una importante estrategia de detección precoz, particularmente en los países de ingresos bajos y medios, donde la enfermedad se diagnostica en fases avanzadas y los recursos son muy limitados.
Además, el galeno recomendó realizarse dos pruebas: mamografías de cribado y la autoexploración.

– Mamografías de cribado: La mamografía es el único método de cribado que es eficaz. El cribado consiste en uso periódico de determinadas exploraciones o pruebas en personas que no tienen síntomas de cáncer, pero que tienen alto riesgo de desarrollarlo. Si su cobertura supera el 70%, esta prueba puede reducir la mortalidad por cáncer de mama en un 20%-30% en las mujeres de más de 50 años en los países de ingresos altos. Aunque esta técnica es muy compleja y demanda muchos recursos, y no se ha hecho ninguna investigación sobre su eficacia en los entornos con recursos escasos.

– Autoexploración mamaria: No hay datos acerca del efecto del cribado mediante autoexploración mamaria. Sin embargo,se recomienda la autoexploración para fomentar la toma de conciencia entre las mujeres en situación de riesgo y responsabilizarse por su salud.



Comentarios





Dejar un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *