00000001_r6_c4

La Urología es una rama de la medicina que maneja el aparato urinario de la mujer y el hombre.

Además, estudia el diagnóstico y tratamiento de las afecciones médico-quirúrgicas del sistema urinario y retroperitoneo.

La importancia de las consultas urológicas

La mayoría de mujeres que tienen dolor pélvico crónico o infecciones vaginales constantes acuden permanentemente al ginecólogo logrando disminuir pero no solucionar sus padecimientos.

Muchas de ellas no sospechan que el problema podría ser urológico, por ello es la importancia de realizar una evaluación constante y minuciosa siguiendo las órdenes del médico para evitar complicaciones en su salud urológica. Asimismo es importante que las parejas sexuales sean evaluadas también para ver si no son portadores de algún mal que pueda hacer que el tratamiento en la mujer no funcione. Las enfermedades urológicas no adecuadamente tratadas pueden derivar en cáncer de uretra, vejiga, uréteres, riñón y en caso de los varones además en cáncer de próstata, testicular y de pene.

Cuando la mujer o el hombre tienen infecciones urinarias, los órganos que se infectan son la vejiga y además los testículos en el caso del varón. Sin embargo, estas enfermedades pueden ascender y afectar los riñones, lo cual disminuirá la calidad de vida del paciente. Cabe resaltar que cada año aumenta el número de personas que tienen insuficiencia renal, por eso es importante que tanto el hombre como la mujer se realicen chequeos periódicos. Además, es necesario cambiar el estilo de vida, cuidando la actividad sexual y evitando la retención urinaria.

El tratamiento de estas enfermedades requiere varios tipos de fármacos, incluyendo intervenciones quirúrgicas por vía abierta, métodos radiológicos, endoscopia y laparoscopia.

Las infecciones urinarias…

Pueden dificultar la fertilidad porque crean medios de cultivo inadecuados, por ejemplo en la mujer la vejiga está muy cerca al útero donde crecerá el bebé, entonces cuando hay infecciones en la vejiga puede afectar al útero y también al revés. En el varón las enfermedades de la próstata afectan la vejiga y viceversa, en la próstata es por donde discurren los conductos que eyaculan el semen, los conductos cuando sufren una infección en su proceso de recuperación pueden cicatrizarse obstruyendo parcial o completamente la eyaculación de semen.